TODO SOBRE EL HEAVY METAL/ROCK
 
ÍndicePortalFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 El Heavy Metal y las drogas. (sacado del especial CAÑAMO "Musica y drogas")

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
El_Pota



Mensajes : 119
Fecha de inscripción : 01/02/2012
Edad : 35
Localización : Benidorm

MensajeTema: El Heavy Metal y las drogas. (sacado del especial CAÑAMO "Musica y drogas")   Jue Abr 26, 2012 1:08 pm



Las drogas han estado presentes en el mundo de la música con diferentes y variados resultados; muchas veces negativo y otras tantas positivo para la consecución de composiciones, siendo utilizadas como fuente de inspiración. Pero también han causado estragos entre las filas de infinidad de formaciones: disoluciones, largas separaciones, peleas y muertes, pocas por suerte, ya que son contadas las muertes causadas por las drogas dentro de la escena metálica.

Desde los ácidos inicios protagonizados por Led Zeppelin, Deep Purple y Black Sabbath, en estos tres casos la presencia de la droga, la magia negra y el ego han provocado su disolución en el primero de ellos y una larga separación en los otros dos.

La historia de los Zeppelin está repleta de una infinidad de excesos de todo tipo: satanismo, orgías, habitaciones de hotel destrozadas, etc; abusos que culminarían con la muerte de su excepcional batería John Bonham después de engullir una cantidad indeterminada de vodkas (las cifras bailan entre catorce y cuarenta cubatas en el transcurso de una fiesta celebrada en la mansión de Jimmy Page). Bonzo era de los que bebían hasta caer redondos en coma etílico; la diagnosis de una cirrosis en 1978 le obligó a dejar la bebida, pero fue en la mañana del 25 de septiembre de 1980 que Bonham moría al ahogarse en su propio vómito. Es curioso que fuera el alcohol lo que acabó con uno de ellos, cuando la heroína fuera una de las sustancias omnipresentes en el seno del grupo durante algún tiempo, a partir de su gira del 75, la más salvaje de todas según las crónicas. Los diversos problemas físicos que sufrían Page, Plant y Bonham provocaron la contratación de un médico, que además de tratarlo se convirtió en el suministrador oficial de todo tipo de estimulantes.

Por su parte, Deep Purple también fue alcanzado por la muerte de uno de sus miembros, Tommy Bolin, guitarra que sustituyo al egocéntrico Ritchie Blackmore en el verano de 1975 hasta la primavera de 1976. A finales de ese mismo año, durante una gira en solitario, Bolin moría de sobredosis en un hotel de Miami a la edad de 25 años.

Y que decir de Ozzy Osbourne: este hombre sea metido de todo, ha sufrido varios ataques al corazón, numerosas curas de desintoxicación y ahora es su hijo quien está bajo tratamiento; la suya ha sido una vida marcada por los excesos . Ozzy abandonaría Black Sabbath en diciembre de 1978, durante los tres meses siguientes dedicó todo su tiempo a ponerse hasta arriba de alcohol y cocaína.

Otra de las bandas clásicas de la historia del heavy con negro historial es AC/DC: cuando estaban en el punto álgido de su carrera tras la edición del fantástico y premonitario “Highway to hell”, su carismático vocalista Bon Scott moría en el interior de un coche, ahogado en su propio vomito tras la ingesta de 7 whiskies dobles el 21 de febrero de 1980; ya había estado a punto de palmarla en 1978 tras beberse una botella de alcohol de 90º pensando que era vodka.

Otra de las víctimas de la bebida fue el guitarrista de Def Leppard, Steve Clark; en este caso sí hablamos de una persona enganchada a la botella, un alcohólico de pies a cabeza. No le sirvió de nada permanecer prácticamente un año en una clínica de desintoxicación, al salir volvió a la bebida, y pocos meses después el 5 de enero de 1991 dejaba de respirar debido a una compresión cerebral producida por el exceso de alcochol, tranquilizantes y estupefacientes varios.

Otra muerte que conmocionó al mundo del heavy fue la muerte de Phil Lynott, líder de la formación irlandesa Thin Lizzy a raíz de su enorme adicción a la cocaína: el 4 de enero de 1986 su corazón dijo basta y dejó de latir para siempre.

Otro insigne personaje de la escena heavy es el líder de Motörhead, el incombustible Lemmy Kilmister que con 66 tacos sigue dándole al speed al bourbon y a las maquinas tragaperras. O la extinta banda inglesa UFO con la imborrable imagen de su vocalista Phil Mogg borracho perdido sobre el escenario. Al igual que la ida de olla que produjo su expulsión a Graham Bonnet tras exhibir su miembro durante una actuación con los Michael Schenker Group. El alemán que se inicio con Scorpions, luego UFO y que finalmente formó su propia banda ha sido otro de los que han sufrido en sus propias carnes la dura factura que has de pagar tras un consumo excesivo.

Una de las bandas más conocidas por sus abusos eran los originalmente calificados como reencarnación de los Rolling Stones: Aerosmith. Al igual que la pareja Jagger/Richards, Steven Tyler y Joe Perry son los que cortan el bacalao en el grupo; el duo norteamiricano goza de un apelativo que aun hoy es utilizado habitualmente por la prensa musical y que define perfectamente su relación con las sustancias prohibidas: Toxic Twins ( los gemelos tóxicos); mientras la pareja se esnifaba toda la cocaína habida y por haber el resto de la formación andaba totalmente alcoholizada. Se sabe que días antes de la celebración de un gran festival en california, Tyler desapareció del mapa, siendo localizado fortuitamente en un bar de carretera en el desierto de Arizona, totalmente perdido en todos los aspectos: al parece el sabia que esa noche debía actuar en un festival pero no sabia exactamente donde, y finalmente, unos minutos antes de su actuación, Tyler llegó al recinto, se metió un par de rayas y salió al escenario como si nada.

Sus sucesores musicales más inmediatos fueron los arrasadores Guns&Roses, que llevaban vendidos unos 9 millones de discos de su “Apetite for destuction”, un titulo que cumplieron sobradamente a posteriori. Durante 1989 embriagados por el éxito y el dinero, el quinteto pierde totalmente el norte: Slash acaba en el desierto de Arizona totalmente ciego bajo los efectos del acohol y la cocaína, también estuvo una temporada tomando speed-balls; paor los mismos derroteros andaba Duff pero fueron Izzy Stratlin y Steven Adler quienes entraron de lleno en el mundo de la heroína. Tras un retorno, ya sin Adler, la banda acabó rompiéndose en mil pedazos.
Otros clásicos como KISS ,han tenido sus movidas, provocadas por su guitarrista Ace Frehley, habitual consumidor de todo tipo de estimulantes ,lo que ha provocado su salida del grupo en varias ocasiones. Bandas como Motley crüe o WASP también han protagonizado un buen número de titulares marcados por la presencia del alcohol y otros tipos de sustancias. Vince Neil, vocalista de Motley, nunca ha conseguido recuperarse de la muerte de Razzle, batería de Hanoi Rocks, tras un accidente de coche en el que Neil conducía bajo los efectos del alcohol .En WASP ha sido Chris Holmes el que siempre ha estado involucrado en este tipo de berenjenales que finalmente provocaron su salida de la banda.

Metallica; de su formación original fue expulsado por sus excesos Dave Mustaine que posteriormente crearía Megadeth. Durante la mayor parte de su carrera Dave ha estado enganchado al alcohol, la cocaína y la heroína, aunque hace años consiguió salir de su adicción gracias a las artes marciales y la meditación .En Metallica las drogas han tenido una presencia notable, mientras que Lars se convirtió en un adicto a la coca,el alcoholismo atrapo al duro James Hetfield: desde sus inicios el rubio guitarrista había lucido infinidad de camisetas con referencia al alcohol,la más famosa la que representaba una botella de Smirnoff con el lema “Drink’em all”.

En el Death Metal hay un par de personajes que siempre han defendido la legalización de la marihuana.Uno es el genial Dan Lilker,que ha formado parte de numerosas formaciones de Thrash ,Death Metal y Grindcore,como Anthrax,SOD, Nuclear assault, The Ravenous, o Brutal Truth,donde la hoja de la marihuana ha estado presente en la portada de algunos de sus discos .Otro que tampoco puede quedar fuera es Phil Anselmo; sus flirteos con la heroína le llevaron prácticamente al umbral de la muerte, un “pipa” le salvó la vida tras encontrárselo en el lavabo tras una actuación con signos claros de sobredosis.

Mientras que Anvil y Brujeria hablan directamente de la marihuana ,otras bandas como Tankard o Risk hacen lo mismo con el alcohol. El “Appetite for destrucción” contiene en mayor o menor grado altas dosis de referencias al consumo: “Welcome to the jungle”,”Mr. Brownstone”,”You’re crazy”,”It’s so easy”,etc…Lo mismo ocurre con los primeros trabajos de bandas como Led Zeppelin, Black Sabbath,Aerosmith o Deep Purple,con cortes explicitos como “Kill yourself t olive”,”Snowblind”, “Sweet Leaf” o “Speed King”.Obus con “La raya” o “El que más” y los Sobredosis,que cayeron en su propia red.


Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
 
El Heavy Metal y las drogas. (sacado del especial CAÑAMO "Musica y drogas")
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» El Heavy Metal y las drogas. (sacado del especial CAÑAMO "Musica y drogas")
» los videojuegos y el heavy metal en el campo de batalla
» Dünedain (heavy metal desde Ávila)
» ¿Quién fue el primer grupo de Heavy Metal?
» STEEL HORSE. Heavy Metal Clásico desde Madrid.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
HEAVY METAL HASTA LA MUERTE :: LUGAR DE CHARLA :: Sobre Música-
Cambiar a: